El presidente de EE.UU., Joe Biden, afirmó este jueves durante el inicio de la cumbre internacional que esta es una “década decisiva” para combatir el cambio climático. Por esta razón se comprometió en reducir las emisiones de CO2 a un 50 %, en comparación a los niveles de 2005, para finales de 2029.

Este nuevo objetivo de la administración de Biden fue expresado durante una reunión virtual entre 40 líderes globales. En este sentido, esta política representa un cambio rotundo en la nación norteamericana, pues la postura de Donald Trump sobre el calentamiento global era totalmente opuesta.

Además, Biden espera que con su proyecto países como China e India empiecen a considerar implementar nuevas políticas medioambientales antes de su encuentro COP26, el cual se celebrará en Glasgow, durante el mes de noviembre.

“Los científicos nos dicen que esta es una década decisiva. Esta es la década en la que debemos tomar decisiones que evitarán unas consecuencias de la crisis climática aún peores” afirmó Biden en su participación de la cumbre, la cual continuará este viernes.

Foto: Cortesía

Debemos tratar de mantener un aumento de la temperatura de la Tierra de 1,5º C. Un aumento de más de 1,5º C implica incendios más frecuentes e intensos, inundaciones, sequías y huracanes que destruyen ciudades, destrozan vidas (…)“, continuó.

Acciones rápidas 

Por su parte, la vicepresidenta norteamericana, Kamala Harris, señaló que “como comunidad global, es imperativo que actuemos rápidamente y juntos para confrontar esta crisis”.

Esto requerirá innovación y colaboración alrededor del mundo”, añadió.

El cambio climático ha sido uno de los temas más tocados durante el periodo presidencial de Joe Biden, pues se sumó al Acuerdo de París y, a su vez, decidió organizar esta cumbre para mostrar su compromiso en combatir el cambio climático y así evitar un incremento en los desastres medioambientales en los próximos años.

Redacción de Superviralísimo con información de BBC

Lea también: Rusia: Las condiciones en la detención de Navalny cumplen los estándares internacionales