El gobierno de Joe Biden notificó este martes medidas para afrontar el perjuicio a cientos  de familias que fueron separadas en la frontera entre Estados Unidos y México.

“El grupo de trabajo informará regularmente al presidente y recomendará medidas para evitar que tales tragedias vuelvan a ocurrir”, expuso la administración  de Joe Biden en un comunicado.

Biden planeaba firmar órdenes sobre, seguridad fronteriza e inmigración legal, separación familiar, elevando a nueve el número de operaciones ejecutivas. Las filiaciones eran pocas, pero las medidas asientan a revertir varias de las políticas del expresidente Trump para disuadir la inmigración, tanto legal como de manera ilegal.

 

 

 

“La situación en la frontera no se transformará de la noche a la mañana, debido en gran parte al daño causado en los últimos cuatro años”. Indicó la Casa Blanca en un comunicado. “Pero el presidente está comprometido con un enfoque que mantiene a nuestro país seguro, fuerte y próspero y que también se alinea con nuestros valores”.

Cabe resaltar, que la revisión de la seguridad fronteriza contiene una política para hacer que los solicitantes de asilo esperen en las ciudades fronterizas mexicanas para audiencias en la corte de la inmigración de Estados Unidos.